Lesiones deportivas y su prevención

 

Las lesiones deportivas se producen por sobrecarga o sobreesfuerzo.

Las lesiones por sobrecarga se producen cuando el músculo, tendón o cartílago está sometido a una fuerza de manera continuada a lo largo del tiempo y entonces transige por falta de resistencia.
Ejemplos: Tendinopatía rotuliana o “rodilla del saltador”, Tendinopatía aquílea del corredor, Tendinopatía de rodilla en el ciclista, Epicondilitis del golfista,  periostitis tibial del corredor, la pubàlgia del marchador...

Las lesiones por sobreesfuerzo se producen cuando al músculo, tendón o cartílago está sometido a una gran fuerza en un corto periodo de tiempo de tal manera que transige por falta de potencia.
Ejemplos: ruptura de los gemelos en tenistas, ruptura del recto anterior del cuadriceps en futbolistas ...


Los accidentes en la práctica del deporte se producen imprevisiblemente y por esta razón sólo podemos prevenirlos:

  1. Vigilando y controlando be el equipamiento deportivo (zapatillas adecuadas, indumentaria adecuada a la climatología)
  2. Controlando las condiciones del pavimento o el terreno donde se hace la práctica deportiva (asfalto, tierra, césped...),
  3. Haciendo el calentamiento pertinente de los músculos que trabajaran
  4. Hidratación y alimentación adecuada
  5. Vendatges funcionales (taping y strapping), vendages térmicos y/o elementos ortopédicos estabilizadores
  6. Protecciones personales: espini cauces por el fútbol, casco para el portero de hockey, rodilleras en el voleibol...
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información